Algo de lencería

A través de sus letras, Delfina Antonacci nos relata ese cajón. Nuestro cajón.

 


 

“La ropa interior fue lo último que modernicé cuando mi guardarropas empezó a florecer en mis veintipocos. Los culottes de Disney fueron los últimos en desaparecer. Probablemente fueron también las últimas bombachas cómodas que haya tenido hasta que cumpla 70” escribe Alexa Chung en su libro IT. Aunque hayan florecido en proporciones abismalmente distintas, puedo decir que esto es algo –lo único, probablemente- que tienen en común mi vida y la de Alexa. Sospecho, además, que es algo que tenemos en común la mayoría de las mujeres. Es que es alrededor de esta edad que comenzamos a descubrirnos como tales y parte de esta búsqueda pasa por encontrar nuestro estilo, empezando – o terminando- por la primera piel.

Personalmente, siento como un pequeño lujo la afirmación del estilo en los detalles, sobre todo si se trata de un lindo conjunto. Sin embargo, en las lencerías comerciales la oferta es bastante limitada y no es sencillo encontrar variedad de diseños, de colores, de precios e incluso de talles. Por suerte, en el último tiempo, el diseño independiente de ropa interior ha comenzado a suplir estas faltas. Aquí, cuatro propuestas que difieren en sus estilos pero coinciden en lo que importa: talles inclusivos, producción responsable y diseño de autor.

JULI SANTINI

Juli Santini

Juli Santini

“El diseño que trabajo es súper vintage y creo que a la larga la gente me va a buscar por mi estilo, ¿buscan corpiñitos en colores pasteles? ¡Juli Santini! – ¡Eso quiero!” dice la joven diseñadora. Que el nombre de su maison se asocie con lingerie que parezca sacada de algún film francés de los 60s o los 70s: sensual e inocente, traviesa y delicada; eso busca. Juli trabaja con moldería simple porque busca beneficiar al cuerpo tal cual es y prioriza estilo antes que tendencia. Cinéma, su nueva colección, ciertamente sigue esta línea: mucho encaje y puntilla, mucho rosa, celeste y rojo.

EDITH LOUISE

Edith Louise

Edith Louise

Laetitia Dupuich, diseñadora de Edith Louise, sabe muy bien a quién quiere vestir: “a mujeres que afirmen su modernidad en la vida diaria”. Laetitia sabe además que lo quiere hacer conjugando todo el bagaje cultural que lleva consigo gracias a haber vivido en lugares como Francia, Italia, Europa del norte, y por supuesto, Argentina. Su misión es usar esta amplia perspectiva para diseñar lencería confortable y elegante para las argentinas que quieran dejar de separar entre lo cómodo para todos los días y lo elegante para ocasiones especiales. Por esto es que trabaja con el sistema de talles europeo que incluye un talle de copa y un talle de contorno y hace que el calce sea perfecto. También es por esto que sus campañas no son editadas con PhotoShop: porque Edith Louise es para mujeres normales que saben que “una puede ser perfecta a su manera siendo puramente humana”.

ELLE VAN TOK

Elle Van Tok

Elle Van Tok

Elle Van Tok es una marca para mujeres que tienen bien claro lo que quieren, por una diseñadora que sabe muy bien lo que busca. “El concepto de la marca en sí es la de satisfacer a nivel expresivo-comunicacional y funcional, conjugando lo erótico y deportivo” explica Maru Arabéhèty. Elle Van Tok ofrece erotismo y comodidad para “mujeres que buscan su encontrar su espacio de libertad”, no es raro entonces que muchas de sus clientas sean artistas. Maru busca que sus diseños liberen no sólo desde la imagen, proyectando una libertad sexual sin clichés sino también desde el movimiento brindando un sistema de talles complejizado.

HIJAS DE MARÍA

Hijas de María

Hijas de María

Lo que quieren en Hijas de María es celebrar y cuidar la vida de la mujer. En el diseño, este deseo se traduce en materiales nobles donde abundan el color, las texturas y las estampas. La próxima colección, inspirada en los típicos paisajes mejicanos, proyecta eso: “color, alegría y vida por donde la mires” adelanta la diseñadora.

En la práctica, Hijas de María se encarga de militar activamente contra el cáncer de mamá desde su métier. Por esto, incluye en el packaging etiquetas con instrucciones para realizar el autoexamen mamario y consejos sobre la prevención. Además elabora corpiños con un diseño especial para quienes pasaron por una mastectomía.