El universo de Lucrecia Martel

Screen Shot 2018-08-06 at 13.53.58

Los viernes de agosto en MALBA tienen la oportunidad de sumergirse en el universo de la directora con “Años Luz”, una película de Manuel Abramovich que la retrata durante el rodaje de “Zama”.

Lucrecia Martel, además de ser una de las realizadoras argentinas más reconocidas y aclamadas por la crítica a nivel internacional, resulta una cineasta fascinante y misteriosa en partes iguales. Eso se ve siempre reflejado en sus películas (una filmografía de cuatro largometrajes en casi veinte años), donde se evoca más de lo que se muestra.

“En las películas de Lucrecia Martel, la muerte y la caída son cosas que pasan fuera de cuadro. Cosas que resultan aterradoras porque, precisamente, no se ven”, escribió Leila Guerriero sobre una directora cuyas películas a menudo juegan con lo onírico pero sin parecer meros sueños sino pesadillas.

Eso se pudo ver también en su última película, “Zama”, aquella que tanto tiempo y trabajo le costó terminarla. No obstante, la película de Manuel Abramovich no narra ninguna de todas esas peripecias sino que se limita a mostrarla en pleno trabajo.

“Años Luz” está compuesta en su mayoría de planos largos y quietos, principalmente con Lucrecia Martel en el centro. Se la puede ver dirigiendo mientras fuma un habano, dando indicaciones precisas y detallistas a sus actores o interactuando con una llama que luego se robaría cámara en su escena. Abramovich la retrata desde cierta distancia, con un tono observacional: es que no necesita inmiscuirse más porque es suficiente con verla haciendo lo que sabe hacer, concentrada y serena al mismo tiempo. “Nunca levanta la voz pero cuando habla todos la escuchan”, supo escribir Selva Almada, la escritora que también tuvo acceso al rodaje cuyas crónicas quedarían plasmadas en su libro “El mono en el remolino”.  

Para poder estar presente en ese rodaje, Abramovich le escribió por mail a la salteña y podremos ver ese intercambio a través del film  poniendo en foco a una Martel intrigada pero al mismo tiempo incómoda, y por momentos algo molesta, de ser la protagonista.

“Años Luz” está dirigido en especial a quienes se sientan atraídos por el enigmático y fascinante universo de la directora. Sin recurrir a artificios y dedicándose simplemente a mostrarla en su esencia, nos permite adentrarnos un poco más en el mundo de una de las realizadoras más importantes que tiene el cine en la actualidad.

Así que si les gusta el cine de Lucrecia Martel, ya tienen un plan para el viernes a la noche. Todos los viernes de agosto 20.30 hs en el MALBA. Entrada general $80.